sud en guate


1 Comment

Todo lo bueno se acaba

La semana pasada Laura y yo presentamos el proyecto final al equipo de MBA de FUNDAP. Para la ocasión fuimos al Refugio, que es el lugar en el que se realizan las formaciones técnicas y seminarios sobre costura, hostelería, estética, mecánica,…

DSC_0123

La primera parte de la mañana la dedicamos a presentar la metodología utilizada durante el proyecto, la preparación de las entrevistas, el análisis realizado y una intorducción al formato de los casos en la que remarcamos la importancia de basar su resolución en el análisis de la situación.

DSC_0004

Llegó el momento entonces de la refacción: esta vez muy especial 🙂 ya que preparamos tortillas de patatas a la española, a pesar de la precariedad de las sartenes de nuestra casita, quedaron ricas y triunfaron!

tortilla2

La segunda parte de la mañana la dedicamos a realizar una dinámica para familiarizar a los facilitadores con los casos. Lo que más ilusión nos hizo fue saber que una de las facilitadoras ya los había empezado a usar en sus formaciones! 🙂

Para ello realizamos un pequeño rol play en el que por grupos los facilitadores presentaban un caso al resto de sus compañeros, que debían ponerse en la situación de las usuarias y resolver el caso.

taller2

Lo más interesante fue el cierre de la dinámica en la que todos comentaron qué les había parecido la presentación de sus compañeros. Cada facilitador tiene como objetivo anual dar soporte a 150 usuarias, esto quiere decir que el volumen de visita que deben realizar es muy elevado, por lo que son pocas las veces en las que se pueden reunir todos e intercambiar ideas y experiencias.

Otras ideas que también afloraron durante el cierre de la dinámica fueron la dificultad a la que se enfrentan los facililitadores debida la diferencia en el nivel educativo de las mujeres. Una de las propuestas que surgieron fue la introducción de pictogramas, esquemas y elementos gráficos que faciliten la comprensión a aquellas mujeres que no saben leer ni escribir, para que su participación aumente.

Por la tarde, de forma breve, presentamos algunas de las herramientas que hemos aprendido durante los cuatro años que hemos pasado en ESADE, en donde no faltaron Porter, ni Ansoff, ni el esquema básico del plan de márketing 😉

DSC_0132

… y por último llegó el momento de la despedida…

Laura y yo mostramos nuestro agradecimiento a todo el equipo por habernos acogido tan y tan bien durante estas semanas. De la misma forma Dina, nuestra “jefa” chapina nos felicitó por nuestro trabajo e incluso nos regalaron artesanías 100% guatemaltecas!

Hubo alguna que otra lagrimilla… pero es que ya sabemos que todo lo bueno se acaba….


Leave a comment

Doña Ávida, Aldea Pueblo Nuevo, Coatepeque

Ayer regresamos al calor de la costa en Coatepeque. A medida que se va bajando del altiplano la vegetación que se observa va cambiando. También los cultivos son distintos. Aquí abundan los plátanos y los mangos, aunque ahora ya no es temporada.

DSC_0135

Os presentamos a Doña Ávida, a su hija y a su nieta. Su  historia, como la de todas las mujeres a las que estamos conociendo, nos ha fascinado. Ella tiene tres hijos que suponen un gran apoyo. Se quedó viuda cuando ellos eran chiquitos, así que fue mamá soltera. Para poder salir adelante se dedicó durante muchos años a la costura y hace 5 años estableció su primer negocio, una tienda de consumo diario.

Inició con una caseta de Coca-Cola de 2×2 en la que vendía (además de Coca-Cola) jugos, dulces, snaks,… Coca-Cola le proporcionó la caseta, situada en la carretera que cruza Pueblo Nuevo, en donde vive, y la nevera. La inversión para el stock la obtuvo gracias a los ahorros que consiguió su hijo.

En la actualidad Doña Ávida es propietaria de dos tiendas que gestiona junto con dos de sus hijos. La pequeña tiendecita de consumo diario se ha convertido en un local a punto de ser reformado en donde también se pueden encontrar medicamentos sin receta y además hace 3 años que abrió una librería con internet delante de la escuela de Pueblo Nuevo.

DSC_0132

Como actualmente sus negocios ya funcionan sin necesidad de que ella deba estar pendiente todo el tiempo ha retomado su afición por la costura y las manualidades que empieza a ofrecer también en la librería.

arrecades

Su sueño es abrir una tienda de vestidos de novia y no dudamos que lo conseguirá.

De su entrevista nos quedamos con esta cita:

“Yo les he dicho a mis hijos: no les dejo más herencia que enseñarlos a trabajar. Para que ellos estén estables. Y que como madre yo he cumplido con ellos al darles un estudio y una carrera y poner un negocio para que a ellos les vaya bien en el futuro”


1 Comment

Centro Intercultural de Quetzaltenango

En marzo de 1930 se inauguró en Quetzaltenango la Estación del Ferrocarril Nacional Eléctrico de Los Altos.

estación los altos

Tres años más tarde un temporal destruyó dos puentes y parte de la vía férrea. El dictador Jorge Ubico, en aquel momento, se negó a reparar los daños.

Posteriormente, durante el conflicto armado que acabó en 1996, se estableció en la antigua estación la Brigada Nacional del Ejército de Guatemala. Esto ha hecho que el lugar haya contenido parte de la violencia cometida durante ese conflicto.

Actualmente y desde hace 10 años se ha hecho algún intento por establecer en el lugar el Centro Intercultural de Quetzaltenango, pero sin mucho éxito.

Centro Intercultural

Hace un par de semanas presentaron en Ciudad de la Imaginación un primer corte de un documental llamado Zona Intervenida muy interesante. El documental es un proyecto sobre una intervención artística en este espacio que pretende a la vez recuperar la memoria histórica del lugar y proyectar en él un espacio en donde los quetzaltecos puedan expresarse. De esta forma se busca dar al espacio un nuevo significado.

docu_zona_intervenida

Fotograma del documental

Hoy, con Isa, hemos ido a explorar el lugar, buscando el Museo de Arte que gestiona y en el que trabaja el artista Rodrigo Diaz.

Rodrigo Diaz

El museo alberga una colección de arte contemporáneo guatemalteco que él ha ido construyendo. Algunas de las obras, tanto suyas como de otros artistas, han viajado por EEUU, Alemania, Inglaterra, Francia, Italia, Suiza y España.

En un rincón del museo es en donde él trabaja, cada día de 9 a 21, de lunes a sábado. Ha viajado mucho y se lanza rápidamente a exponer en cualquier lugar del mundo.

Las Cabras (suiza)

Estas cabras las pintó en Suiza, durante una visita que hizo, con óleo sobre una tela que encontró allí con una textura increíble.

 

 

 

 

 

 


1 Comment

El Club de la Cocina

El Club es un restaurante chiquito en el que se sirve comida riquísima elaborada con mucho amor.

pincho

Hoy, que disponíamos de tiempo, hemos comido un plato de pasta fresca con zucchini (como los de doña Yomara) y lima. Y de segundo un pincho de puyazo con verduras acompañado de ensalada de papas, arroz aromatizado con cilantro y limón y una ensalada con aguacate. Además de un riquísimo fresco de limón y pan casero crujiente.

club

El restaurante consiste en una barra, en la que se puede ver como se preparan los platos e ir abriendo apetito con el olor que desprenden los alimentos, y tres mesitas de madera con sus taburetes con estampados florales muy coloridos.

La idea es crear un espacio abierto en el que se compartan recetas de todo el mundo. De hecho, la idea de uno de los tres propietarios es poder crear un concepto de talleres de cocina impartidos por esas grandes chefs que son las abuelitas de los variopintos clientes.

El Club nos encanta, el ambiente es muy acogedor y da la impresión de que tanto los propietarios como los clientes como cualquiera que pasara por allí sean una gran familia.

pasta

y la pasta es fresca y elaborada cada día!

PD: por las noches se encuentran cócteles deliciosos como daiquiri con espinacas que prepara Ben, un chef de origen holandés pero medio americano


Leave a comment

Tarde de chocolate

Hoy domingueamos en casita. Mientras escuchamos a Nina Simone tomamos un chocolate caliente, un gran gran placer para una tarde de domingo.

choco

El de la foto lo preparamos en casa de Gladys, el de hoy se lo compramos a Doña Marìa, en Tecpán, Chimaltenango.

DSC_0189

 

 Para preparar el chocolate se pone agua a hervir en un cazo, una taza por persona. Una vez hierve se apaga el fuego y se pone el chocolate, una onza por persona de unos 40 gramos. Se va machacando y removiendo con un molinillo como este hasta que está todo disuelto.

doña maria

 

La abuela de doña María ya preparaba chocolate, su mamá también y ahora ella explica la receta para la elaboración de chocolate a sus hijos y a sus nueras. Elproceso es complicado y lleva tiempo. Primero se deben tostar los granos, después llevarlos a moler y posteriormente mezclar el polvillo con azúcar y “palmarlo” que consiste en pegar palmas fuertes para elaborar las tabletas. Los más puros son los que prácticamente no llevan agua y también por eso los que cuesta más de elaborar.

Además de chocolate doña María también produce mermeladas y jaleas de las frutas de temporada: fresa, naranja, sauco, piña con zanahoria,… e incluso de café. 

Compra potes de vidrio en Guatemala y los esteriliza bien para que todos sean iguales y las mermeladas se puedan conservar durante un año. También tiene etiquetas para su producto que hace a mano con la ayuda de sus hijos. Para acabar de completar el empaque usa bolsitas de tela que hacen que se vea muy bonito 🙂

mermelada… y ahora a leer un ratito…

 

 

 

 


Leave a comment

Especial: Moda Chapina

El huipil junto con el corte, el delantal y la faja forman el traje tradicional que llevan muchas de las mujeres en Guatemala. A partir del traje se puede deducir en qué zona vive una mujer: los hay morados, azules, rosas, verdes,…

Doña

Doña Margarita, una de las mujeres a las que hemos visitado durante nuestro segundo día en una comunidad de Tecpán teje las telas que se usan para confeccionar estos huipiles.

Empezó a tejer cuando se casó, a los 18 años. Ahora tiene 42 y sus dos hijas y alguna de sus nueras también tejen. Verla mover los hilos hipnotiza.

Teixint

Doña Margarita, casi des de que inició su negocio, ha tenido varias empleadas. En la actualidad tiene 12 mujeres trabajando para ella que tejen en sus casas. La ventaja que tiene sobre ellas es el acceso al crédito, que le permite invertir el capital necesario para comprar los hilos.

Las mujeres de su comunidad, como la mayoría de las mujeres, son madres y deben atender a miles de actividades distintas, por lo que pueden dedicar unas 4 horas al día a elaborar las telas. Esto hace que se tarde entre 3 y 8 semanas en terminar la tela para la elaboración de un huipil.

Tela

La duración de un huipil hecho a mano es de unos 10 a 12 años. Su precio entre 800 y 1500 quetzales, ¡vestirse a lo tradicional sale caro! Además, tradicional no quiere decir que no esté sujeto a modas: desde colores hasta bordados y formas cambian cada 3 meses!

Durante el fin de semana que estuvimos en Antigua vimos en el Hotel Santo Domingo, una exposición de Lena Bartula llamada Huipiles Contemporáneos en la que esta artista americana hace una reinterpetación de esta prenda de vestir 🙂

DSC_0287

Laura y yo no nos hemos podido resistir y nos hemos probado dos hupiles. En concreto nos hemos probado el modelo ceremonial de la zona de Tecpán 🙂

huipiles

Buenas noches…


Leave a comment

Marujeo cocinero: Trenzas rellenas mmmmmmmmmmmm…….

Gladys es nuestra maestra chapina: sabe cocinar, corte y confección, cómo criar gallinas, hace mermeladas y confituras, chocolate,… El domingo nos invitó a su casa junto con dos compañeras más y dos participantes del MBA de Totonicapán a un taller de cocina en el que elaboramos trenzas rellenas.

 

Trenzas

 

Para la elaboración de la masa:

1 libra de harina dura

1/4 onzas de leche en polvo

1 1/2 onzas de margarina

1/4 onzas de azúcar

1 pizca de sal

1 huevo

1/2 onza de levadura fresca

 

 

 

 

 

 

12 onzas de agua tibia

volcan

Para elaborar la masa primero se hace un volcán con la harina, debemos ver la superficie de la mesa en el cráter del volcán. Espolvoreamos la leche en polvo alrededor de la pared exterior. A continuación se rompe el huevo y se pone en el centro del volcán y se mezcla con la levadura y el azúcar hasta que queda una pasta líquida homogénea. Entonces se añade la pizca de sal, siempre después de la levadura para que esta no anule su efecto y se van incorporando las paredes de harina del volcán hacia el interior añadiendo agua tibia lentamente y se añade la margarina, que previamente también se ha homogeneizado. Isa prestó sus manos para esta tarea 🙂

Amasar es la parte más importante, ya que debemos conseguir una textura fina, homogénea y esponjosa. Las dos señoras de Totonicapán que nos acompañaron durante el taller nos dieron mil vueltas en esta tarea, que asemejaban al lavado a mano de la ropa. En Guatemala es común que la ropa se lave a mano, lo hagan las mismas mujeres o paguen a una empleada para que lo haga. La fuerza que requería era considerable. Una vez se ha conseguido la textura y consistencia adecuada se recubre de una fina capa de margarina y se cubre para que aumente su volumen.

Mientras esperamos podemos ir preparando el relleno.

Para la elaboración de la masa:

4 onzas de jamón en tiras

1 manojo de espinacas

1 chile pimiento picado

2 cebollas grandes picadas

7 onzas de queso spread

1 libra de mozzarelal

1 libra de pollo cocido y desmigado

Ajonjolí o semillas de amapola

relleno

 

 

 

 

 

 

Para elaborar el relleno picamos la cebolla, el chile pimiento y desmigamos el pollo que previamente hemos hervido. Ponemos un chorrito de aceite de oliva en una sartén y doramos primero la cebolla, luego añadimos el chile y por último el pollo y condimentamos.

Durante este paso Gladys nos ofreció un chocolate que ella misma había elaborado a partir de granos de cacao, azúcar y cardamomo. En Guatemala se acostumbra a tomar el chocolate bebido. La elaboración de esta bebida tan deliciosa consiste en llevar agua a ebullición y apagar el fuego, entonces se ponen unas dos onzas de chocolate por taza. Con un instrumento de madera con 4 aspas se va deshaciendo el chocolate y mezclando con el agua.

Cuando la masa ya ha crecido procedemos a elaborar bolitas de unas dos libras de peso y las extendemos con un rodillo. Carlos fue el que más perfeccionó esta técnica.

Una vez tenemos las bolitas extendidas procedemos a rellenarlas: primero extendemos una fina capa de queso, encima colocamos algunas espinacas frescas, posteriormente añadimos el jamón y la mezcla de cebolla, chile y pollo.

 

Por último procedemos a cerrarlas masas y trenzarlas de tres en tres. Las pintamos con huevo y espolvoreamos ajonjolí o semillas de amapola por encima.

Deben hornearse a 270º hasta que estén doradas introduciendo agua en la base del horno para que las trenzas se hinchen más y no se resequen.

Como es de esperar estaban riquísimas ya que fueron hechas con mucho amor.

Gladys

¡Buen provecho! (aquí se dice cuando se ha acabado de comer y uno se levanta de la mesa)

¡Muchas gracias!